MAHLE – Nuevos Termostatos

MAHLE – Nuevos Termostatos

Tecnología MAHLE Aftermarket: Los termostatos controlan el circuito de refrigeración

 

Para operar de manera eficiente mientras se minimiza el desgaste y las emisiones contaminantes, un motor de combustión requiere que la temperatura permanezca lo más constante posible. Los termostatos se usan exactamente para ese propósito, ya que regulan la temperatura del motor.

Una gran cantidad de termostatos y otros componentes para la regulación de temperatura se agregan a la gama de productos de MAHLE Aftermarket:

  • Termostatos integrales
    El desarrollo continuo de insertos de termostato: todos los componentes, como la inserción del termostato, la tapa y la junta, ya están integrados en el termostato integral. Se puede montar con bridas directamente en el bloque del motor.
  • Termostatos controlados por mapa
    Los gestores más efectivos en el sistema térmico: una resistencia de calefacción eléctrica está integrada en el material de expansión del elemento de operación. En consecuencia, estos termostatos pueden activarse eléctricamente y, por lo tanto, tienen un efecto considerablemente más rápido en la temperatura del motor para mantener el motor dentro del rango óptimo en diversas condiciones de carga y operación. El resultado: más potencia del motor con un consumo y emisiones reducidos. Un mapa operativo almacenado en la unidad de control del motor define cuándo y cómo se agrega calor.
  • Termostatos de válvula de camisa
    Los caballos de batalla: regulan los circuitos de refrigeración en motores grandes con volúmenes de flujo a partir de aproximadamente 20m3/h, por ejemplo, en automóviles de pasajeros grandes, vehículos comerciales, barcos y locomotoras. El principio de la camisa de la válvula permite el alivio axial del elemento de expansión térmica y, por lo tanto, permite una regulación precisa incluso bajo cargas hidráulicas pesadas, con un alto nivel de seguridad funcional.
  • Termopares
    Extremadamente sensibles al calor: los termopares suministran datos a la unidad de control electrónico sobre el nivel de temperatura actual en varios puntos del motor.
  • Termostatos de aceite
    La temperatura del aceite en las transmisiones automáticas está regulada por termostatos de aceite de la transmisión. Esto acorta considerablemente la fase de calentamiento y la transmisión se mantiene a una temperatura de funcionamiento ideal. El resultado: menor desgaste, mayor confort de cambio de marchas y ahorro de combustible de aproximadamente 1% en los ciclos de manejo convencionales.
  • Termostatos EGR
    Estos regulan el flujo de refrigerante a través del enfriador EGR, diferenciándose así de los termostatos restantes de la cartera MAHLE Aftermarket en términos de área de aplicación.

Descargar catálogo